El posicionamiento de una marca requiere de ayuda, especialmente con tantos contenidos que comienzan a colmar las redes. Publicar por publicar no es suficiente, ahora las personas confían en otras personas y si ven que consumen determinado producto o asisten a algún lugar en particular, también lo harán y eso se llama influencia.

Los influencers hacen que un mensaje cualquiera llegue al gran público ¡imagina que tu marca esté en boca de millones de personas! Pero la realidad es menos bonita que la frase anterior, porque pronto se descubrió que miles de seguidores no garantizan ventas. La clave es encontrar al influencer correcto para tu producto o servicio.

Por esa razón algunos expertos realizaron una clasificación de influencers de acuerdo a su cantidad de seguidores e impactos, así como el engagement que generan. Dentro de esas categorías están los microinfluencers y quizá son exactamente lo que buscabas para tu marca y no lo sabías.

Qué son los microinfluencers

Los microinfluencers son un grupo de personajes que se declaran expertos en un sector, gozan de popularidad, pero carecen de un número amplio de seguidores (superan los 500 y 10 mil). Sin embargo éstos son suficientes para posicionar un mensaje, pues son cercanos a su público y les responden cualquier duda que tengan.

Además los microinfluencers tienen más control de su marca que otro tipo de influencers, pues son ellos mismos quienes la manejan a su antojo y deciden en qué horarios publicar para obtener más likes. Trabajar con ellos suele ser mucho mejor que con los celebrities, estarán atentos de que el mensaje se cumpla.

Características de los microinfluencers ¡conóceles!

Para identificar a un microinfluencer hay otras claves además del número de seguidores y el engagement. Lee con atención la siguiente lista para que sepas elegir al que podría hacerte ganar seguidores y convertirlos en leads:

  • Representan un nicho: Dentro de la industria que representas, los microinfluencers se especializan en algo muy pequeño. Ejemplo: si vendes productos de belleza, un influencer usará de todo, un microinfluencer sólo un tipo de polvo o sombras.
  • Saben de tu marca: Te conocen y promocionarían tus productos aún si no les pagaras. Mostrarán emoción en cada publicación.
  • Usan el lenguaje adecuado: Mientras a los celebrities o grandes influencers debes explicarles tu marca o deben experimentarla, los microinfluencers la conocen y hasta tips te darán para llegar al público adecuado.

Ejemplos de microinfluencers

Un ejemplo de microinfluencer se puede encontrar en el programa Operación Triunfo. Las encargadas de darle vida a sus redes sociales (en su mayoría chicas) tienen una presencia moderada en redes sociales, pero ya se habían manifestado como fanáticas de la franquicia con videos e imágenes de ediciones pasadas.

Al volver el formato en 2017 (después de un parón de casi 10 años) se convirtieron en las estrategas digitales del talent show y lo posicionaron como tendencia diaria. Compartían imágenes de los ensayos y la cotidianeidad de los alumnos, pues en la era pre-redes sociales eso era lo que llamaba la atención y calentaba motores para la gala.

Hicieron sus aliados a grupos como amantes de los musicales e incitaban con sus publicaciones a generar materiales propios. Operación Triunfo se convirtió en un éxito gracias a esto, pues el público se sentía parte del programa y se involucró hasta en la sugerencia de temas ¿quién podría generar esto para tu marca? Revisa nuevamente las características anteriores para cimbrar en redes.


Lee también: 3 estrategias para Twitter que te harán ganar seguidores


Cómo encontrar microinfluencers

Para encontrar microinfluencers puedes necesitar herramientas como Brandwatch, pero si somos sinceros basta con un poco de social listening y de hurgar en tus seguidores para encontrar al más fiel y al que te garantice que el mensaje llegará. El twitter de la marca Vans es un perfecto ejemplo, pues da RT a quienes muestran imágenes con sus productos y genera engagement.

Lo anterior funciona, incluso hay algunas marcas que les envían obsequios para que los publiciten practicamente gratis. Le generas un estilo de vida y ellos hacen que volteen a ver tu marca con la esperanza de recibir un regalo igual y, si eso no se produce, lo comprarán ¡genial, no!

Recuerda reservar una parte del presupuesto digital para los microinfluencers, ellos te dan tanto y sólo esperan un poco de ti.

¿Te sirvió este post?

Regálanos una estrella (o más)

/ 5.

Sé el primero en votar ¡anda, por fa!